Cambio climático: una materia que también preocupa a los CEO del mundo

Compartir:

Un 35% de los CEO globales se sienten algo preocupados por el cambio climático y un 15% manifestó sentirse muy preocupado por este fenómeno, de acuerdo con la Encuesta CEO 2017 de PwC, lo que significa que el medio ambiente es muy importante en el entorno de los negocios.

Aunque, las mayores preocupaciones para los directores generales en 2017 es la incertidumbre económica y geopolítica, así como las sobrerregulaciones y el proteccionismo, en gran parte motivado por la asunción de Donald Trump a la presidencia de los Estados Unidos, el Brexit en Reino Unido y el terreno que está tomando la ultra derecha en el corazón de la Unión Europea, específicamente en Francia; el cambio climático también es un tema que ocupa a los gobiernos y a las compañías.





Abrir documento


Actualmente, las modificaciones en el clima mundial está regida por el Acuerdo de París adoptado el 12 de diciembre de 2015, abierto para firma el 22 de abril de 2016 y que actualmente han rubricado 97 países (96 naciones individuales más la Unión Europea).

Una de las mayores amenazas a que se complique el objetivo de la reducción de los gases de efecto invernadero en planeta, podría venir desde los Estados Unidos, donde el cambio climático parece no ser una prioridad en la agenda del actual primer mandatario de ese país, lo que sería una labor abrumadora para el resto de las naciones debido a que este fenómeno necesariamente debe mitigarse mediante la cooperación de todos los países.

México y el cambio climático

Nuestro país fue uno de los primeros que suscribió el Acuerdo de París, por lo que ha comenzado a implementar determinadas medidas y políticas para realizar aportes en la reducción de gases de efecto invernadero.

De hecho, en México ya se han establecido acercamientos entre el gobierno y la iniciativa privada para el establecimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible establecidos por la ONU, alguno de los cuales están enfocados en el medio ambiente.

Por otra parte, desde el punto de vista ambiental, la eliminación de subsidios y liberación de los precios de las gasolinas y el diésel en todo el país, debe motivar a una transición hacia tecnologías más eficientes y amigables con el medio ambiente.

Así que es importante que capitales públicos y privados se unan para apoyar la investigación para el desarrollo de energías limpias que contribuyan a mitigar los efectos dañinos de los gases de efecto invernadero.

Relacionados:

– Prevención de desastres naturales: hacia una ciudad resiliente

Agregar un comentario: